Hacer de la vida un viaje

21 septiembre 2017
MG_6125-FILEminimizer-1280x854.jpg

Por María Armero López (expedicionaria).

 

¿Cómo poner por escrito algo tan inefable como la Ruta? ¿Cómo intentar transmitir a quienes no han vivido esta experiencia la fuerza que tiene? ¿Cómo saber que has cambiado y no ser capaz de explicar en qué? ¿Cómo volver a la rutina si ya te has dado cuenta de que se te ha quedado pequeña? ¿Cómo hacer de la vida un viaje cuando has aprendido que la magia de vivir está en viajar?

Parece mentira que pese a haber aprendido tanto durante las cuatro semanas que duró la Ruta, esta haya generado en mí más preguntas que respuestas. Supongo que porque una de las grandes lecciones que me llevo del viaje ha sido aprender a desaprender. Me he dado cuenta de que no merece la pena apegarse a prejuicios ni a opiniones que te lleven a tener estrechos puntos de vista. He aprendido a estar abierta a toda clase de ideas, a ser más humilde y a mostrarme siempre dispuesta y con ganas de escuchar, pues nunca sabes quién puede sorprenderte ya que toda persona puede enseñarte algo que desconocías, ¡y me siento tan agradecida por ello!

Me he escuchado atentamente, he sido paciente conmigo misma y, una vez me he conocido mejor, he empezado a quererme más de lo que hacía antes pues ahora sé que no hay mejor forma que mirarse hacia adentro para después ser capaz de mirar bien hacia afuera. Quiero centrarme en lo verdaderamente importante y no magnificar lo trivial ni trivializar lo esencial. Me he vuelto más sencilla y quiero empezar a observar mi día a día de la misma forma genuina en que miraba lo que me rodeaba durante la Ruta: de una forma feliz y desinteresada, siendo generosa y consciente de que cada segundo es único e irrepetible. Tengo grabados en mis retinas el reflejo de los lagos y la niebla de la Selva Negra, la mirada de las estrellas sobre nuestros sacos de dormir y el brillo que desprendía Budapest al caer la noche. No me voy a olvidar del baño improvisado en el Danubio ni de la tonta alegría de meter una loncha de fiambre en panecillos de leche, ni tampoco de las ganas que tenía de que la Ruta no terminara nunca…

Y, en efecto, esto aún no ha terminado. La Ruta me ha dado una lección vital que espero no olvidar nunca: me ha enseñado a pensar como un viajero; viviendo el presente, preocupándome del día a día, intentando sacarle todo su jugo al ahora en lugar de preocuparme por asuntos del pasado imposibles de cambiar o por aspectos del futuro que se escapan a mi control. Quiero seguir prestando atención a los detalles de vida y, como el viajero, dejarme fluir quitando los prejuicios y demás barreras que me dificulten valorar toda la belleza que me rodea. Por eso, quiero pensar que aún sigo en ruta, porque la Ruta no depende de los lugares que uno pisa sino de la forma en que los mira, y yo cada día tengo más claro que quiero hacer de la vida un viaje, hacerla una ruta.

 

Matías es graduado en Ingeniería de Organización Industrial por la Universidad Politécnica de Valencia y scout. Es extrovertido, entusiasta y muy curioso.

Lluna Martí Fernández

Juanjo Cordero Macías, nacido en 1995, se graduó en Periodismo por la Universitat Autònoma de Barcelona y se ha especializado en periodismo científico y medioambiental.

Ha trabajado como redactor en la Agencia EFE y en el departamento de comunicación de la ONG conservacionista WWF. Además, trabaja para promocionar las energías renovables en España, de manera sostenible y en manos de las personas, con la entidad sin ánimo de lucro Ecooo.

Entró en el mundo de las rutas al realizar, de manera independiente, el Camino de Santiago y senderos por Europa. Participó en 'Ruta Siete' en el 2017 y ha viajado a Colombia, México y República Dominicana con la expedición 'Tahina-Can'.

Médica general nacida en Madrid en 1994. El voluntariado sanitario me ha permitido el lujo de descubrir culturas y personas increíbles en Ghana, Camerún, Perú, Brasil y México. Enamorada de la medicina psicosocial he trabajado con el Servicio Móvil de Atencion Sociosanitaria al Drogodependiente de la Comunidad de Madrid. Participé como expedicionaria de la Ruta Inti 2018: el Renacer del Sol. Me encanta la naturaleza, el deporte, viajar y aprender a través de otras personas.

Carme Honorato

Ana Tejedor nació 1997, en Sevilla. Es graduada en Comunicación Audiovisual por la Universidad de Sevilla, habiendo hecho los dos últimos años en Santiago de Chile y Barcelona y Máster en Comunicación Científica en la UPF-BSM, Barcelona.
Actualmente está enfocada en la comunicación científica, en concreto en la producción audiovisual de contenido divulgativo.
Con luz y un buen enfoque se decide a grabar en cualquier momento.
Participante en la Ruta Quetzal 2012. Graduada en Comunicación Audiovisual. Soy una apasionada del vídeo, la fotografía y el sonido. Comunicar a través del lenguaje audiovisual es mi especialidad, grabando y editando vídeo de eventos, corporativo, documental y ficción.
He trabajado para televisiones locales (À Punt, Plaza TV) y nacionales (Antena 3). Actualmente soy cámara, jefa de imagen, sonido y postproducción, editora y finish, del programa Plaza Lifestyle en Valencia Plaza.
Además del vídeo, mis otras grandes pasiones son viajar (que no turistear), los perros y los cactus.

Mar es una persona que ríe (mucho), llora (bastante) y habla (aún más).

Si quieres escucharla bien, tendrás que estar bien cerquita de ella, porque Mar habla muy rápido y muy (muy) flojo. Podrás bromear (en cualquier momento) y al mismo tiempo hablar de las profundidades más profundas de la vida (en algún que otro ratito).

Sabe escuchar. A lo mejor por eso estudió medicina (o no, ni ella misma sabe por qué lo hizo). Y a veces escribe; si le caes bien, quizá salgas en su próximo relato. Y a ratos dice que quiere ser artista y aprende a tocar instrumentos. Hace cosas así.

También le va la marcha y huye de hacer las cosas porque sí. Ahora quiere empezar a prepararse para ser profesora y estar con criaturas y de mientras, hacer un porrón de cosas más.

 

Beatriz Lázaro Martínez

 

Ruth Juan Domínguez, estudiante de derecho, con múltiples aficiones y con ganas de conocer mundo.

Marta Fernández es profesora, óptica-optometrista, audioprotesista. Amante de los viajes y del deporte, disfruta trasmitiendo a sus alumnos la inquietud por aprender y conocer nuevas culturas.

 

Eva Ruiz es una apasionada del deporte, la educación y la naturaleza. Graduada en Ciencias de la Actividad Física y del Deporte y siguiendo su camino como educadora con el Máster de Formación del Profesorado en Secundaria y Bachillerato e investigando en el Departamento de Educación de la Universidad de Alcalá, aspira a convertirse en una futura docente que transmita valores a través del movimiento.
Por otro lado, compagina sus estudios con el ocio y el tiempo libre, disfrutando todos los veranos y durante el año, rodeada de jóvenes en diferentes experiencias educativas no formales, como campamentos o actividades extraescolares.
Eva piensa que la educación es el mayor acto de generosidad posible y que el mundo se ve más bonito con una sonrisa.

Mi nombre es Alberto, tengo 27 años. Con predilección por las nuevas experiencias en las que no sabes qué te encontrarás, el deporte y la montaña. Juntar todas ellas me lleva directamente a esta aventura y a poder compartirla con vosotros. Lo que define mi última gran pasión, conocer gente con las mismas inquietudes de las que poder aprender.

Leonor Canals Botas es politóloga y ha realizado un máster en Intervención Social con especialización en investigación y género en la UPNA.
Actualmente intentando realizar un doctorado, disfruta cosiendo mensajes feministas y anticapitalistas en camisetas y yendo de excursión al monte.

Curiosa, extrovertida y alegre. Próximamente graduada en Protocolo, Organización de Eventos y Comunicación Corporativa, siempre anda con algún proyecto en mente y abrazando lo que el futuro le depare.
Le encanta leer, el arte y el medio ambiente pero estar con gente y descubrir sitios nuevos la vuelven loca.